Cereza

TODO LO QUE DEBES SABER SOBRE LA CEREZA

Absolutamente deliciosa, la cereza destaca por ser una fruta muy beneficiosa que aporta un gran número único de nutrientes y antioxidantes de la que disfrutamos en los meses de verano. Las cerezas son originarias de las regiones de Europa Oriental y Asia Menor.

Botánicamente, la fruta es una “drupa” (fruta de hueso), perteneciente a la familia de Rosaceae, familia de árboles de pequeños frutos en el género, Prunus. Algunas de las frutas comunes de la familia de la “drupa” son las ciruelas, melocotones, albaricoques, etc. Aunque existen varias especies de cerezas, los dos cultivares más populares son la cereza salvaje o dulce y la cereza amarga o agria. Mientras que las cerezas dulces pertenecen a la especie de Prunus avium, la variedad agria pertenece a la de Prunus cerasus.

Las cerezas son frutas de la drupa con una semilla “dura” central rodeada por una carnosa pulpa comestible. Son de tamaño pequeño, miden alrededor de 2 cm de diámetro y están externamente cubiertas por una piel fina de color rojo o púrpura brillante.

cerezas

Temporada de las cerezas

Hay algunas frutas que nunca desaparecen de los estantes de las tiendas. Todo el año se pueden encontrar manzanas, naranjas, melocotones, plátanos, etc. Sin embargo, eso no se puede decir de las cerezas. Las cerezas sólo están disponibles por un tiempo limitado durante el año. Así que si quieres disfrutar de ellas, es importante saber cuándo están en temporada. Las primeras cosechas de cerezas comienzan a comercializarse en mayo y dejan de estar en las tiendas a finales de septiembre. Son una fruta muy apreciada por sus consumidores por su efecto refrescante y por su dulce sabor.



Periodo de recolección de las cerezas

Al igual que la mayoría de los árboles de latitud templada, las semillas de cereza requieren exposición al frío para germinar (una adaptación que impide la germinación durante el otoño, lo que daría lugar a que las plántulas fueran destruidas por las temperaturas invernales). Los pozos se plantan en el otoño (después de que se enfríe primero) y las plántulas emergen en la primavera.

Un cerezo tomará de tres a cuatro años en el campo para producir su primera cosecha de fruta, y siete años para alcanzar la madurez completa. Debido al requisito de clima frío, ninguno de los géneros Prunus puede crecer en climas tropicales.

Las cerezas tienen una estación de crecimiento corta y pueden crecer en la mayoría de las latitudes templadas. Las cerezas florecen en abril (en el Hemisferio Norte) y la temporada alta para la cosecha de cerezas es en el verano. En el sur de Europa en junio, en América del Norte en junio, en Inglaterra a mediados de julio y en el sur de British Columbia (Canadá) en junio a mediados de agosto. En muchas partes de Norteamérica, se encuentran entre los primeros frutos de árboles que florecen y maduran a mediados de la primavera.

cerezas

Propiedades y beneficios de la cereza

La cereza es una fruta muy baja en calorías. Sin embargo, es una rica fuente de fitonutrientes, vitaminas y minerales. Existen cerezas dulces, así como cerezas agrias y ambas están repletas de numerosos beneficios para la salud que son esenciales para el bienestar.

Las cerezas dulces son las que se encuentran con más frecuencia en los mercados. Tienen una textura gruesa y tersa. Son árboles auto-estériles y se adaptan con facilidad a cualquier huerto o jardín. Se necesitarás al menos dos o tres árboles para que puedan polinizarse.

Las cerezas amargas no se comen generalmente crudas, pero se utilizan extensamente para las conservas y otros usos en la cocina. Estas cerezas son mucho más pequeñas que las cerezas dulces y todas las variedades son auto-fértiles.

Los cerezos generalmente comienzan a dar frutos en su cuarto año: los árboles enanos fructifican un año antes. Un cerezo maduro, tamaño estándar de cerezo dulce producirá 30 a 50 kilos de cerezas cada año; Un árbol enano, de unos 10 a 15 kilos.

Las cerezas son frutas ricas en pigmentos, como las antocianinas, unos pigmentos rojos, morados o azules que se encuentran en numerosas frutas y verduras, especialmente concentradas en su piel, que se sabe que tienen poderosas propiedades antioxidantes.

Los estudios científicos han demostrado que las antocianinas en las cerezas actúan como fármacos antiinflamatorios bloqueando las acciones de las enzimas ciclooxigenasa-1 y 2. Así, el consumo de cerezas puede ofrecer efectos potenciales para la salud contra episodios dolorosos crónicos como artritis, gota, fibromialgia (Condición muscular dolorosa) y lesiones deportivas.

cereza

Los estudios de investigación también sugieren que los compuestos antioxidantes en las cerezas agrias pueden ayudar al cuerpo humano a luchar contra el cáncer, el envejecimiento, las enfermedades neurológicas y la condición previa a la diabetes.

Las cerezas componen de antioxidante de melatonina. La melatonina puede atravesar fácilmente la barrera hematoencefálica y tiene efectos calmantes sobre las neuronas cerebrales, calmando la irritabilidad del sistema nervioso. Así, puede ayudar a aliviar la neurosis, el insomnio y los dolores de cabeza.

Además, son también una pequeña fuente de zinc, hierro, potasio y manganeso; Y una buena fuente de cobre. El potasio es un electrolito beneficioso que es un componente importante de la célula y fluidos corporales que regulan la frecuencia cardíaca y la presión arterial.

Especialmente las cerezas agrias, son excepcionalmente ricas en promoción de la salud de flavonoides poli fenólicos antioxidantes como la luteína, zeaxantina y βcaroteno. Estos compuestos actúan como depuradores protectores contra los radicales libres nocivos y las especies de oxígeno reactivo (ROS) que juegan un papel en el envejecimiento, los cánceres y varios procesos de la enfermedad.

La propiedad antiinflamatoria de las cerezas se ha encontrado eficaz en la reducción de los factores de riesgo de enfermedad cardiaca a través de la acción de barrido contra los radicales libres.

Valor nutricional de las cerezas

Ya sea horneado en un pastel o recién recogido del árbol, las cerezas son populares por su sabor distintivo. Pero el sabor no es el único beneficio que estas frutas de hueso carnosos traen a la mesa. Las cerezas están cargadas de antioxidantes y polifenoles que ayudan a combatir enfermedades. La siguiente información nutricional se basa en 1 taza de cerezas dulces comidas crudas.

Calorías, carbohidratos y azúcares

Una porción de cerezas contiene 97 calorías, 25 gramos de carbohidratos y 20 gramos de azúcar. Un inconveniente de esta fruta es que un gran porcentaje de sus calorías provienen de azúcar.

Se recomienda consumir 130 gramos de carbohidratos al día, pero las personas que siguen algunas dietas “bajas en carbohidratos” están restringidas a tan sólo 20 a 30 gramos. Sólo un puñado de cerezas podría superar este límite.

Fibra

Uno de los beneficios de las cerezas es su contenido de fibra. Con 3 gramos de fibra, las cerezas proporcionan el 13 por ciento de la cantidad diaria recomendada. La fibra promueve la digestión, previene el estreñimiento y ayuda en la pérdida de peso.

Vitaminas

Las cerezas contienen 10,8 miligramos de vitamina C. Esta vitamina es necesaria para la formación de colágeno de los huesos, la sangre, los músculos y los vasos sanguíneos y ayuda al cuerpo a absorber el hierro. La fruta también contiene beta caroteno y proporciona cantidades bajas de vitamina K, vitamina B-6 y vitamina A.

Minerales

El nivel de potasio de las cerezas es de 342 miligramos, o el 10 por ciento de la ingesta diaria recomendada. El potasio ayuda al corazón y a los riñones a funcionar correctamente y apoya los sistemas digestivos y muscular del cuerpo. Las cerezas también contienen algo de cobre, manganeso, magnesio, hierro, calcio, fósforo y zinc.

Esteroles

Las cerezas son ricas en fitoesteroles. Estos esteroles vegetales se utilizan para reducir los niveles de colesterol “malo” y reducir el riesgo de enfermedades del corazón. Asimismo, investigaciones sugieren que los fitoesteroles podrían ayudar a reducir el riesgo de cáncer y mejorar los síntomas del tracto urinario.

Cerezos en flor

La flor del cerezo (o comúnmente conocida en Japón como Sakura) es la flor de cualquiera de los árboles del género Prunus. Actualmente el cerezo es un árbol ampliamente distribuido por todo el mundo, especialmente en la zona templada del Hemisferio Norte, incluyendo Japón, China, Corea, Europa, Siberia Occidental, Irán, Pakistán, India, Canadá y los Estados Unidos. Junto con el crisantemo, la flor del cerezo se considera la flor nacional de Japón.

Muchas de las variedades de árboles que se han cultivado para uso ornamental no producen fruta. Las cerezas comestibles generalmente provienen de cultivares de las especies relacionadas Prunus avium y Prunus cerasus.

La flor del cerezo también está estrechamente relacionada con otros árboles de Prunus, como la almendra, melocotón, ciruela y albaricoque y más distante a las manzanas, peras y rosas.

Cerezas del Valle de Jerte

Estas cerezas recolectadas en el Valle de Jerte (Cáceres, España) son conocidas popularmente como picota. Es muy conocida internacionalmente (se exporta a Alemania, Francia y Reino Unido, entre otros) y apreciada por su calidad y sabor. Las picotas son muy usadas en repostería, concretamente escarchadas o en almíbar.

Receta de tarta de cereza

Para la masa quebrada

  • 400 g de harina floja

  • 250 g de mantequilla fría

  • ½ cucharadita de sal

  • 1 cucharada de azúcar

  • 100 g de agua helada

  • 1 huevo batido para pincelar el enrejado

Para el relleno

  • 800 g de cerezas, pesadas deshuesadas

  • 180 g de azúcar

  • 1 vaina de vainilla

  • 3 cucharadas de maicena

Elaboración de la tarta de cereza

  1. Si se usan cerezas frescas, hay que deshuesarlas y ponerlas en un recipiente con todo el azúcar y las semillas de la vaina de vainilla. Se mezcla todo bien y se dejan macerar toda la noche para que suelten su jugo.

  2. Se prepara la masa quebrada y se divide la masa en dos partes, una un poco mayor que la otra, y se estira la porción mayor para colocarla en el molde untado de mantequilla y enharinado. Coloco también en el fondo del molde un círculo de papel de hornear, para asegurarme de que luego la tarta no se pega.

  3. Hay que meter la base en el congelador a reposar por lo menos ½ hora. La otra porción, la que se usará para el enrejado, hay que aplanarlo un poco en forma de rectángulo, envolverlo en plástico y se deja reposar también.

  4. Mientras las masas reposan se pone el horno a calentar a 205ºC (aire)/220ºC (sin aire).

  5. Cuando la masa para el enrejado haya reposado, se aplana con el rodillo en forma más o menos rectangular, hasta un grosor de unos 2mm. Deben salir 16-18 tiras de masa, la mitad para cada sentido.

  6. Se añade la harina maizena a las cerezas y se remueve bien.

  7. Se saca la base del congelador y se distribuye por encima la mezcla de cerezas. Se forma el enrejado colocando las tiras de masa encima de las cerezas. Se bate el huevo y se pinta el enrejado.

  8. Se mete la tarta al horno en la parte inferior, con calor por debajo, y se cuece 15 minutos, al cabo de los cuales se baja la temperatura a 180ºC (aire)/200ºC (sin aire). Se acaba de cocer otros 35-40 minutos, según como se vea de dorada. El relleno debe verse burbujeante.

  9. Se saca y se deja enfriar en una rejilla, sin desmoldar porque es demasiado frágil.

Ingredientes para Gazpacho de cerezas

Receta para 4 personas.

  • 500 g de tomates rojos bien maduros

  • ½ pimiento rojo

  • 50 g de cebolla o cebolleta

  • 250 g de picotas

  • 2 cucharadas de vinagre de Jerez (20 ml aproximadamente)

  • 1 cucharadita generosa de sal y pimienta negra recién molida (al gusto)

  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

  • 100 ml de agua

  • Se puede acompañar con: tiras finas de jamón ibérico, queso mozzarella, albahaca…

Elaboración del gazpacho de cerezas

Una vez lavados, pelados y deshuesados los ingredientes, hay que juntarlos todos en un mismo recipiente y triturarlos. Una vez hecho esto, se puede consumir directamente o se puede meter en el frigorífico para tomarlo fresquito en esos días de tanto calor del verano. Asimismo, la decoración se le añadirá una vez servida en los cuencos, vasos, o el recipiente que se vaya a utilizar.

También te podría interesar: